El Silo

El Silo de Aspariegos

A la orilla de la carretera, dando la espalda al río, se alza un majestuoso silo de trigo.

Un silo es una estructura diseñada para almacenar grano y otros materiales a granel; son parte integrante del ciclo de acopio de la agricultura

La capacidad del silo es de 275 vagones, cada vagón equivale a 10.000 kgs., lo que significa que el silo puede albergar hasta 2.750.000 kgs, en tiempos se llenaba hasta en tres ocasiones, este último año 2003 se ha llenado en dos ocasiones de trigo y cebada y en otra ocasión se ha llenado de maíz.

Está compuesto por 18 celdas, 12 de ellas laterales , 6 a izquierda y 6 a derecha y las 6 que restan colgadas.

Celdas y muros de fábrica de ladrillo armado.

Celdas de sección cuadrangular.

Filas de celdas laterales apoyadas sobre el terreno dejando el pasillo central de maniobra sobre el cual se sitúa otra fila de celdas de menor capacidad.

La torre esta situada en el frontal del edificio quedando diferenciado del resto del cuerpo de celdas.

Como curiosidad podemos reseñar que el silo llevaba una casa para el jefe de almacén.

Pero no se pudo realizar ya que en la piquera (sitio de descarga del cereal) apareció un manantial y se gastó el dinero de esa casa para taparlo, cosa que no se logró porque en la actualidad ese manantial sigue apareciendo en el mismo lugar y para bajar el nivel hay que sacar el agua con una bomba.

Ni un Español sin Pan.

La red Nacional de Silos y Graneros se desarrolla en España entre 1940 y 1984, como respuesta a lo que a finales del siglo XIX se dio en llamar el “problema triguero” y a las irregularidades en las cosechas del 32 y el 34.

Pero es en los años setenta cuando se cuenta con más construcciones de este tipo y comienza su catalogación. Se han llegado a catalogar hasta 672 silos y 277 graneros en toda España. La red finaliza en 1984, cuando se determina el fin el monopolio en el mercado del grano por parte del estado español.

La Red Nacional de Silos comienza a proyectarse en 1944 iniciándose con la construcción de las primeras unidades situadas estratégicamente teniendo en cuenta los nudos de comunicaciones y las líneas de ferrocarril, siendo la primera unidad que entra en funcionamiento el silo de Alcalá de Henares en el año 1949.

Los objetivos primarios de la Red Nacional de Silos eran:

  • Posibilitar la compra de toda la cosecha de trigo a los agricultores.
  • Conservar una reserva nacional para garantizar el consumo.
  • Permitir la recepción en puerto del trigo de importación y eventual exportación.
  • Adecuada manipulación del grano y selección y tratamiento de semillas.

Entre los años 1945 y 1986 se construyeron 663 silos y 275 graneros con una capacidad total de 2.684.947 toneladas; en los inicios de la red, hasta 1975, los gastos de ejecución de los silos fueron soportados íntegramente por el organismo triguero, con cargo a los beneficios comerciales, y a partir de entonces con cargo a los Presupuestos Generales del Estado.

Durante todo este período, hasta el 29 de mayo de 1984 , el sector del trigo funcionaba en régimen de monopolio estatal, y los otros cereales se encontraban sometidos igualmente a precios de intervención que garantizaban su compra por el Estado a dicho nivel. De esta forma los sucesivos organismos, Servicio Nacional del Trigo (SNT), Servicio Nacional de Cereales (SNC) y Servicio Nacional de Productos Agrarios (SENPA), tuvieron una actuación muy intensa en la compra, almacenamiento y venta de cereales con una utilización muy elevada de la Red Nacional de Silos.

El jefe de obra (Ursicino) y los trabajadores haciendo los cimientos del silo.

Trabajadores en la obra del silo.

El Silo

Denominamos Silo a todo lugar subterráneo y seco en donde se guarda el trigo u otros granos, semillas o forrajes. También aplicamos este nombre, en la actualidad, a los edificios, más o menos elevados, construidos sobre el terreno, para los mismos fines, e incluso otros como almacenar maíz, azúcar, cemento, piensos, etc.

Pero aquí voy a referirme, de modo especial, a aquellos que fueron construidos casi todos por el Ministerio de Agricultura, cuando se creó el SENPA (Servicio Nacional de Productos Agrarios), allá por el año 1937, y que han servido hasta fecha muy reciente para almacenar principalmente éste y otros cereales en la época de la recolección.

Este servicio fue fundado por el ingeniero agrónomo D. Dionisio Martín Sanz, natural de Tudela de Duero y subsecretario del Ministerio de Agricultura en aquellos años.

Tenía como finalidad ordenar la producción y distribución del trigo con una política de precios garantizados para los agricultores.

Había, por aquellos años, grandes problemas de abastecimiento y los silos eran necesarios, después de la guerra civil, para regular el mercado de un producto alimentario tan esencial como era el pan.

De esta forma se contaba con la materia prima, el trigo, y se evitaba, en lo posible, el hambre de la posguerra.

Los silos del SENPA eran y son edificios de gran altura, casi todos con el mismo tipo de construcción e incluso el color exterior, indicativo claro del mismo dueño, el Estado. Y llaman la atención al verlos de lejos. Son edificios emblemáticos, y ya históricos, indicadores de una época, y también, como no, de una forma de vida, de trabajo y de recolección de las cosechas, que predominaba en toda Castilla y León y en el resto de España.

Se construían a las afueras de las ciudades, no lejos de vías de comunicación. Incluso en la misma estación del ferrocarril, si el pueblo contaba con estación. Así ocurre en Barcial del Barco, en donde todavía se puede contemplar el silo. No lejos de aquí podemos ver también el existente en La Tabla, en estado de abandono. Y, si nos fijamos, en la mima capital, Zamora, allí está el silo, destacando muy cerca de la estación del tren.

Los silos para almacenar trigo son abundantes en Tierra de Campos en donde había y hay un mayor cultivo de este cereal. Los construyeron, principalmente, en las ciudades, pero también en pueblos de mayor población, sean centros comarcales como Benavente, Villalpando, Valderas, Valencia de D. Juan, Mayorga, Sahagún de Campos, etc., o en localidades menores, al menos en la actualidad, pero en las que las tierras dedicadas al cultivo, y la misma producción, también destacaban: Barcial del Barco, Cerecinos de Campos, Becilla de Valderaduey, Aspariegos, etc.

Impactos: 45

error: Este contenido esta Protegido! !!